Trends

Ferias americanas

La moda es cíclica, eso ya lo sabemos. Cada cierta cantidad de años, más o menos 20, las tendencias vuelven y las nuevas generaciones creen haber descubierto el fuego… o en este caso los jean sueltos tiro alto y los vestidos tipo pinafore.

Los buzos como vestidos, las remeras oversize de bandas, los tops con frases irónicas e incluso las zapatillas blancas; los logos como accesorio. Todo ya se ha visto. A medida de que pasan los años tenemos mucho más material de qué se usó en otra época, mientras más cerca del presente más fácil acceso tenemos a fotos, revistas, películas y demás de tendencias pasadas, más inspiración.

Por otro lado, tenemos la moda sustentable, o el slow fashion. Como tendencia contraria al fast fashion (ropa barata que se desecha rápidamente), el slow fashion parte de la idea de que las prendas efímeras de una sola temporada no solo estimulan la explotación laboral en talleres textiles, si no también el proceso industrial de producción que tiene pésimas consecuencias ambientales. Con estas premisas en mente, la opción de elegir prendas mejor calidad y más duraderas, o darle una segunda oportunidad a prendas usadas, tiene un impacto negativo menor.

Ahora bien ¿Por qué pagar una fortuna por una prenda que solo voy a usar una temporada? y si encima no es original ni nuevo… si yo esto ya lo vi…

Entran, entonces, las ferias americanas o “vintage”. Si, esos lugares que venden ropa usada que cada vez más aparecen por las calles. En pequeños locales, en ferias de emprendedores, en showrooms, cada vez hay más presencia de espacios vendiendo ropa reciclada. ¿La diferencia? las ferias americanas antes eran espacios en los que se podía acceder a ropa barata, usada pero en buen estado, y punto. Ahora estos espacios buscan ofrecer moda, tendencia, pero de prendas cuidadosamente seleccionadas y en excelente estado.

En estos espacios se puede encontrar de todo. Pero no es solo para comprar prendas más baratas y ahorrar unos pesos, muchos de estos espacios ofrecen acceso a ítems que no se pueden comprar en un simple local, porque tal vez ese local, de esa marca, ni siquiera existe…

L’ Academie Boutique Vintage, por ejemplo, es una feria americana con un twist; vende piezas de diseñador o de marcas de lujo usadas, seleccionadas cuidadosamente y en excelente estado. Gucci, Manolo Blahnik, Tibi, Dior, son un par de las etiquetas que podés encontrar en este local. En este caso, y por tratarse de marcas de lujo, los precios no son los más accesibles, si no que buscan atraer más a un público de coleccionistas o fashionistas con un presupuesto un poco (bastante) más alto. Tiene una selección increíble de carteras y zapatos. ¿Dónde? en el Pasaje Libertad, Recoleta.

Juan Perez es otro ejemplo de vintage de lujo, que además de marcas internacionales que no se encuentran en el país, ofrece algo no muy común en este tipo de negocios; un e-shop donde publican algunas de las prendas que tienen, para que puedas comprar directo desde tu casa. A diferencia de otros locales que cuentan con una selección más enfocada al público femenino, Juan Pérez también cuenta con muchísimas opciones de ropa, accesorios y zapatos de hombre. ¿Dónde? su local está sobre Marcelo T. de Alvear, en Recoleta.

Galpón de Ropa tiene el ojo puesto en darle otra oportunidad a la ropa y disminuir el desperdicio textil. Galón de Ropa es una de las “cadenas” más grandes de ropa usada de Buenos Aires. Con varias sucursales por todo C.A.B.A., ofrece la posibilidad de vender y comprar ropa usada, de marcas varias tanto nacionales como internacionales y hasta cuenta con un local destinado especialmente a ropa de chicos. Especialmente recomendado para conseguir prendas de temporada ¿Donde? Tiene varios locales en CABA en barrios como Almagro, Belgrano y Villa Crespo. Podés ver todos los locales en su página web.

Galería Quinta Avenida ofrece por su parte distintos locales donde se pueden encontrar un montón de prendas de décadas pasadas, con percheros y perchas llenos de opciones. Como cada local tiene su propia selección, es un gran lugar para encontrar prendas realmente vintage como trajes y conjuntos.¿Dónde? en Av. Santa Fe, Recoleta.

De la misma forma, VA Room (Vintage Affaire Room) es una feria que cuenta con más de 10 locales de vintage y segunda selección con opciones accesibles para todos los gustos. En su cuenta de instagram, así como en la de varias de sus locales, no solo muestran muchas de las prendas que ofrecen si no que también combinaciones increíbles de cómo usarlas. Tienen una buenísima selección de jeans y prendas de denim. ¿Dónde? en el barrio de Congreso, podes conseguir la dirección enviándoles un DM por Instagram.

Como en otras partes del mundo, también está la alternativa del Ejército de Salvación. Que, con sucursales por todo el país, y aunque tienen una oferta no tan cuidadosamente seleccionada como otros lugares, tiene opciones baratisimas y es especialmente recomendable para básicos como tapados y camperas. Como el objetivo de este espacio es solidario, a diferencia de otros espacios que permiten vender y comprar ropa, en el Ejército de Salvación la ropa se puede comprar o donar.¿Dónde? hay múltiples tiendas en CABA, GBA y otras zonas del país, podes ver el listado en su página web.

Antes de aventurarse en estas opciones recomendamos tener en cuenta dos cosas: la primera es que las prendas son únicas, si viste algo que te gustó, tenes que apurarte a conseguirlo o perdiste. De la misma forma, los talles que ofrecen estos lugares dependen de las personas que las vendieron, en muchos casos (y al igual que en muchos locales de ropa “nueva”) la oferta no es tan amplia para talles que están en los extremos de la tabla. A pesar de esto, comprar en ferias y locales vintage sigue siendo una herramienta muy útil para ganarle un poco a la economía y ayudar al ambiente, solo se necesita un poco más de paciencia a la hora de buscar opciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *